miércoles, 20 de agosto de 2008

The Dark Knight

Por lo general segundas partes nunca son buenas, de hecho suelen tender a explotar sin miramientos el éxito de la anterior película y terminan quemando la posible franquicia o simplemente intentan insuflar vida a una película que no solo no era necesaria, sino que no tenia sentido de ser. Si bien es cierto hay excepciones, como el Imperio contraataca, que es la mejor de toda la franquicia y por ejemplo y por entrar en el tema, The Dark Knight o en lengua cervantina, El Caballero Oscuro.

La nueva película del murciélago, es superior a la anterior en muchos aspectos, salvo en la interpretación de Christian Bale que habitualmente nos tiene acostumbrados a mas, aquí le falta algo de fuerza, aunque hay que reconocer que tal vez su actuación esta al servicio de la película, la cual le usa cuando es necesario.

A los otros actores secundarios, les pasa lo mismo, lo hacen bien pero están también supeditados a la película, salvo Michael Caine que no solo es uno de los grandes, sino que en esta película a pesar de los escasos momentos en los que sale, tiene un gran peso, además es un personaje que de la primera película a esta ha evolucionado y crecido, se convierte muy en su pesar en la conciencia y apoyo del héroe, incluso toma decisiones que tal vez no están en su mano, pero no se limita a ser un personaje pasivo.

Sobre los nuevos personajes, empezare por Aaron Eckhart en su interpretación de Harvey Dent, por aquello de dejar lo interesante para el final, asi que volviendo al “futuro” Dos Caras, decir que ha hecho una gran labor, nos muestra un personaje con unas convicciones morales, posiblemente superiores a las de Batman, al fin al cabo este no busca venganza, sino la implantación de la justicia y la erradicación de la corrupción que asola a Gotham gracias a las familias mafiosas, polis corruptos, etc… Dent ve en Batman un ciudadano modelo, que se sacrifica, incluso el llegara a sacrificarse por el, en pos de lo que esta bien y justo sin importarle su carrera, ni su vida, lastima que el Joker ande por ahí para crear el caos… Sino tal vez hubieran arreglado Gotham y puestos el mundo.

El tristemente fallecido señor Heat Ledger, nos deja una interpretación del Joker alejadísima de la “edulcorada” visión del Joker de Tim Buston y Jack Nicholson, no quiero decir que la del amigo Jack fuese mala, ni nada de eso, digo que el prisma que usa Burton lo convirtió, junto con el resto de la película en algo bonito, artesanal, como es habitual en él. Mientras que la interpretación de Ledger esta supeditada a Christopher Nolan y su visión “realista” y cruda del mundo, así que esta vez no tenemos a un payaso loco con mala baba, sino a un autentico psicópata, que no esta loco, pues es muy consciente e el y de lo que hace, de hecho es otra cara de la misma moneda de Batman, si este es el orden y la justicia ciega, el Joker es el caos personificado, el mazo que resquebraja el sistema y la moral establecida, un ente que no valora el dinero para nada, sino algo que da miedo… Tal vez miro al abismo, y este no solo le devolvió la mirada, sino que le infecto, y esa infección es la que el Joker quiere llevar a Gothan, y solo a Gothan, puesto Gothan tiene algo especial, tiene a Batman, y Batman le es divertido y le da sentido a su vida, así que por que matarle, si se le puede joder.

Bueno, la película, dura dos horas que se llevan bien, es mas que entretenida, como habéis podido leer si habéis llegado hasta aquí, sabréis que es algo mas que una mísera adaptación del personaje comiquero de turno, Nolan nos da que pensar en esta peli, pensar en el sistema, en la moralidad de la persona, y lo fundamental, no solo plantea que es un héroe, sino que lleva a este a un nivel superior, tal vez podríamos llamarlo incorrectamente, martil, digo incorrectamente, pues héroe traducido al cristianismo es martil, puesto que el concepto original de héroe, es aquel que sacrifica incluso su vida por una causa (a ser posible buena). Así que lo dicho, tenemos un nuevo héroe, tal vez el primer verdadero Súper Héroe, si no entendemos por esto aquel que va en pijama y vuela, sino alguien que a pesar de su indumentaria y siendo muy humano, sobrepasa limites establecidos por una buena causa.

Lo dicho es una película mas que correcta a la hora de entretener con unas magnificas piruetas propias del murciélago, pese a los frikis que teníamos detrás, que a pesar de “conocer” al personaje, veían fantasmadas en cosas que habitualmente leen y se tragan sin chistar, y es que digo yo… Si haces el esfuerzo de creerte que un playboy multimillonario haga el indio por las azoteas disfrazado de roedor con alas… ¿No te puedes creer lo otro que esta de adorno y entretenimiento? Es que para esos cojones te vas a ver una película afgana subtitulada… Lo dicho, esperaros a encontrar situaciones propias de una película de superhéroes, aunque esto les pese a los frikis, que no saben lo que quieren…

En resumen, muy buena película, mejor que la anterior (¿y para eso tanto rollo?).

1 comentario:

tortlon dijo...

La veré, la veré!!!